Sirviendo la Palabra: Mc 3, 22-30

Marcos 3, 22-30:
«Creedme: todo se les podrá perdonar a los hombres: los pecados y cualquier blasfemia que digan; pero el que blasfeme contra el Espíritu Santo no tendrá perdón jamás, cargará con su pecado para siempre».

Si estás enfermo y te niegas a curarte, difícilmente vas a recobrar la salud.
Si estás enfermo y quieres curarte, lo primero que tienes que hacer es tener voluntad de curarte y poner los medios para ello.
Los escribas del evangelio de hoy, que ven el poder salvador de Jesús, quieren negar la evidencia.
Las obras de salvación que Jesús realiza no las atribuyen al poder de Dios sino la acción de Satanás. Se cierran y se niegan a que en ellos entre la gracia de Jesús.
Blasfeman contra la vida que da el Espíritu Santo.
Ábrete hoy totalmente a la acción del Espíritu de Jesús en tí.
No dudes de su salvación.
Jesús es el único CAMINO, la única VERDAD y la única VIDA.
Buenos días.

Antonio Sanjuán Marín, cmf

0

Start typing and press Enter to search