Noticias de la pandemia en Zimbabwe

Joaquín Béjar Alvarado, cmf, destinado en nuestra misión de Zimbabwe, comparte con nosotros algo de cómo se está viviendo en aquel lugar la pandemia del COVID 19. Pedimos a Dios por nuestra misión y todos los que lo están pasando mal en estos momentos.

“En Zimbabwe  hay casos de coronavirus, pero aun son pocos: 617 confirmados en todo el pais, que comparado con otros lugares del mundo – incluido Sudafrica- son muy pocos. Las razones pueden ser varias. Quizás falta de test masivos, quizás la calidad o la fortaleza de los habitantes de aqui de Zimbabwe… Además, han vuelto muchas personas que estaban viviendo fuera, y eso hace que la mayoria de los test se hagan en las fronteras o centros de cuarentena, donde hay que estar como minimo ocho noches. El resto de la cuarentena de dos semanas se puede pasar en casa, si el resultado de los tests es negativo.

Mas que la enfermedad del COVID 19, aunque es seria y provoca miedo a mucha gente, sobre todo aquellos que tienen otras enfermedades, lo que preocupa es la situacion económica y de sostenibilidad de las familias. Desde las parroquias de Santo Domingo y San Carlos Lwanga en Ruwa las conferencias de San Vicente de Paúl (parecido a la estructura de Caritas) han seguido recibiendo peticiones de ayuda de familias en riesgo de exclusion.

Estas conferencias son las que llevan a cabo el proyecto de “La Educacion cambia vidas” de Proclade Betica y Canarias, dentro del seguimiento de los alumnos y sus familias. Además de otras familias con personas con discapacidad, que son mayores o estan con enfermedades cronicas. Muchas de estas familias sobrevivian a nivel interno de la compraventa de productos, lo cual ha sido cancelado por el confinamiento debido al peligro de contagio, y se ha ido abriendo paulatinamente. Otra via de ingreso viene del exterior, de trabajadores fuera de Zimbabwe, sobre todo desde Sudafrica, aunque ahora ha bajado mucho, al tener el pais vecino muchos mas casos, y un confinamiento mucho mas estricto.
Unido a esto, la sequia y la cosecha no han ayudado este año a las familias a conseguir maiz, el alimento basico de subsistencia. A parte, la inflacción en la moneda local esta descontrolada, ya hemos sobrepasado el 700% de inflaccion, con lo cual los precios de los productos básicos y no básicos cambia diariamente.
Con este panorama las autoridades se centraron en el tema sanitario, para potenciar los hospitales y clínicas de cara a la crisis, ya que el sistema esta en muy malas condiciones. Y ahora estan intentando hacer frente al tema educativo de cara a abrir las escuelas y universidades el próximo mes de Agosto.
Las conferencias de San Vicente de Paúl ante esta situacion -aunque el gobierno no ha declarado el pais en situacion de emergencia alimentaria-, solicitaron a la Procura General de los Misioneros Claretianos y a Manos Unidas, un proyecto de emergencia para apoyar a 170 familias dentro de las dos parroquias, con una cesta mensual de apoyo. Las familias de las parroquias tambien han colaborado con alimentos, mantas, ropa de invierno y mano de obra para distribuir todas las donaciones.
Muchos de ellos son huerfanos de nuestro proyecto de desarrollo y personas con pocos o ningún ingreso constante en sus casas. El mes pasado repartimos las primeras bolsas a todas las familias, y esperamos seguir haciendolo en los meses venideros hasta que la situacion se normalice un poco.

Los misioneros nos encontramos bien de salud en las tres comunidades, con algunos fuera del pais, e intentando regresar desde su lugar de origen. Ha sido un tiempo de gracia dentro de las comunidades y Parroquias, las familias han crecido en fe y solidaridad, en escucha a las necesidades mas urgentes de los que estaban cerca y en hacer una lectura creyente de la realidad, tal y como en la fiesta de Santo Tomás que celebramos el 3 de Julio, se nos invitaba: a descubrir al resucitado en las heridas abiertas de los demás”.

Start typing and press Enter to search